sábado, 7 de septiembre de 2013

Otro ejemplo de elitismo: el IES Isabel la Católica

La infame propuesta de becas universitarias elaborada por Ignorancio Wert que introducía la exigencia de una nota de 6'5 (finalmente 5,5) para la obtención de una parte variable de la beca ha sido criticada de forma generalizada por exigir a los estudiantes sin recursos un requisito que no se exige a aquellos que si los tienen.

La mentira de la excelencia no se mantiene en pié cuando solo afecta a quienes no tienen dinero para pagarse los estudios. Si eres rico no hace falta que te esfuerces, puedes aprobar toda la carrera con 5, repetir hasta el límite de las convocatorias ¡y no pasa nada! Es la estrategia de siempre de la derecha rancia de este país. O rico (aunque tonto) o pobre–muy listo.

Pues lo que todo el mundo crítica en las becas universitarias se repite en la enseñanza obligatoria, según informa Profesorgeohistoria.

En el IES Isabel la Católica, durante el pasado periodo de escolarización ordinario el Consejo Escolar estableció como requisito para conseguir el punto de libre disposición "tener una nota media mayor o igual a 7". Algo inadmisible en una enseñanza obligatoria como es la ESO. Algo que, además, fue "unánimemente acordado" por el Consejo Escolar (¡también por los representantes de las familias!).

Como medida para "mejorar la calidad" es fantástica. Seleccionas a los mejores alumnos… y luego presumes de buenos resultados. Lo mismito que hace (con honrosas excepciones) la concertada quitándose de en medio al alumnado pobre, inmigrante y con dificultades de aprendizaje en ese modelo de limpieza socio-étnica con el que convivimos y que se ha radicalizado desde 2004.

Lo triste es que, a la vista de decisiones como esta, ya no podemos hablar de sistema educativo, sino de selva educativa. La dinámica del sálvese quien pueda, de la insolidaridad social, de la exclusión se extiende como una epidemia. Paradójicamente esto nos lleva de cabeza al fracaso educativo y a la quiebra social.

8 comentarios:

Angel de la Llave dijo...

Lo más lamentable de todo esto es que son los propios profesores, profesionales de la Educación Pública, los que están comprando masivamente esta ideología educativa de la selección social y la ruptura de la unidad del sistema educativo.
Lo preocupante es que esto es sólo un paso más. Los bilingües, los proyectos propios, los agrupamientos por niveles, las CDI, los rankin de centros, las reválidas todo va en la misma línea.
A muchos profesores les han dado la cuerda y ellos mismos se están ahorcando.
Gracias, como siempre por vuesto trabajo de reflexión y difusión. Lo pero de lo que está pasando es la soledad. Un saludo

Anónimo dijo...

totalmente en desacuerdo.
Actualmente soy alumno de el IES Isabel la Católica y no coincido en nada de lo que dice en este articulo, actualmente en el instituto hay gente de todas las clases tanto las altas como las medias y altas y eso no importa para tener unas prestaciones u otras. Yo estoy en la sección bilinguë de alemán en la que mi clase tiene las mejores notas de todo el instituto te puedo asegurar que eso no sucede porque nos dejen suspender exámenes porque al final vamos a aprobar ni mucho menos en mi clase somos de diferentes lugares y clases sociales y nos tenemos que esforzar mas que nadie puesto que tenemos que dar la materia y aparte darla en aleman tambien tenemos que adaptarnos y darnos prisa en todo lo que hacemos porque entre tener que dar mas materia y que perdemos mucho tiempo en intercambios no nos da casi tiempo así que no puedes decir que no nos hace falta exfornaros simplemente consiste en ser constante , no nos han escogido por nuestras notas nos han escigido para compensar a os mas aventajados con los menos aventajados y eso resulta en ua compensacion de las notas nuestra nota media en muchas materias es de 7 algunos 10 otros 5 etc como veras algunos no tienen un siete de media

Russell dijo...

En un episodio de los Simpson Flanders, el vecino, habla con sus hijos mirando la hierba. Les dice: mirad la hierbecita, mirad cómo crece, y si una brizna crece más y se hace más alta que las otras ¿qué hacemos?
Los niños le responden: ¡la cortamos!¡la cortamos!

Es la ideología que se traduce en esta entrada. Es el feudalismo travestido en igualitarismo. Al que destaca: ¡le cortamos! ¡le cortamos!

recuperar madrid dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
recuperar madrid dijo...

Hola Russell,

Se ve que contrapones equidad y excelencia. Algo que a la vista de todos los estudios internacionales no es cierto, ya que la mayor parte de los países con mejores resultados aúnan ambas. Y de ahí que nuestro sistema educativo, que tiene una educación concertada que se queda con el alumnado más favorecido (desde los criterios socioeconómicos) tenga un nivel tan bajo de alumnos excelentes.

Además, de lo que estamos hablando es de si los centros públicos o sostenidos con fondo públicos pueden seleccionar por la nota a los alumnos en una etapa educativa obligatoria.

De entrada es muy fácil sacar buenos resultados cuando seleccionas a los alumnos.

En segundo lugar eso hace que los alumnos que no tienen un 7 acaben en otro instituto, creando centros de primera y de segunda.

Además, contar con la nota de 6º es una arbitrariedad ya que nada asegura que dos centros diferentes tengan los mismos criterios a la hora de puntuar, además de que la nota final de 6º no está disponible en abril.

Y por último, es injusto porque al alumnado de los centros adscritos que entran en febrero no se le exige ese requisito.

De modo que además de injusto e ilegal se puede considerar que es perjudicial para el conjunto del sistema educativo porque pretende mejorar los resultados seleccionando la materia prima en vez de mejorando la herrumbrosa educación que padecen buena parte de nuestros alumnos, algo que beneficiaría a todos.

Russell dijo...

Niego la mayor. Los sistemas educativos más exitosos son los que priman a los alumnos más brillantes para que puedan desarrollar mejor sus potencialidades. Lo contrario el dar ayudas únicamente por criterios económicos lo que favorece es el fraude (se presenta una declaración de la renta que permita acceder a una ayuda y luego una complementaria para que no te pille hacienda, pero haces uso de la primera, por ejemplo) y el despilfarro.

Ciertamente estamos hablando de si centros públicos o sostenidos con fondos públicos pueden seleccionar por la nota a los alumnos en una estapa educativa obligatoria, y la respuesta creo que debe ser claramente sí: ¿por qué no premiar de alguna manera a aquellos alumnos y a aquellos centros que hace un uso más eficaz de recursos que son de todos? No se trata de negar la educación a los alumnos menos brillantes, sino de ofrecer la posibilidad a los alumnos brillantes de desarrollar sus potencialidades.

¿Cuál es el problema de que haya institutos con alumnos con mejores notas y otros con alumnos con peores notas? Es injusto si ante el mismo expediente primas a un alumno sobre otro.

Russell dijo...

Niego la mayor. Los sistemas educativos más exitosos son los que priman a los alumnos más brillantes para que puedan desarrollar mejor sus potencialidades. Lo contrario el dar ayudas únicamente por criterios económicos lo que favorece es el fraude (se presenta una declaración de la renta que permita acceder a una ayuda y luego una complementaria para que no te pille hacienda, pero haces uso de la primera, por ejemplo) y el despilfarro.

Ciertamente estamos hablando de si centros públicos o sostenidos con fondos públicos pueden seleccionar por la nota a los alumnos en una estapa educativa obligatoria, y la respuesta creo que debe ser claramente sí: ¿por qué no premiar de alguna manera a aquellos alumnos y a aquellos centros que hace un uso más eficaz de recursos que son de todos? No se trata de negar la educación a los alumnos menos brillantes, sino de ofrecer la posibilidad a los alumnos brillantes de desarrollar sus potencialidades.

¿Cuál es el problema de que haya institutos con alumnos con mejores notas y otros con alumnos con peores notas? Es injusto si ante el mismo expediente primas a un alumno sobre otro.

recuperar madrid dijo...

¿Puedes fundamentar la mayor? La afirmación de que los sistemas educativos más exitosos son los que priman a los alumnos más brillantes para que puedan desarrollar mejor sus potencialidades. Porque por los datos proporcionados por inymerables sistemas de evaluación internacionla, incluida Pisa, no es así.

Tu propuesta generaría una bajada general del nivel del logro del sistema educativo, también de los alumnos supuestamente brillantes. Y esto si lo concluye la OCDE ¡Qué se le va hacer!